jueves, 19 de mayo del 202219 de may del 2022

Todos los derechos reservados, propiedad intelectual ©2022 TZMG Media.

Jalisco no incumplió el acuerdo de distribución de agua con Guanajuato: Alfaro

Jalisco no incumplió con el acuerdo de distribución de agua con Guanajuato pues fue la Comisión Nacional del Agua (Conagua) quien determinó dejar a León fuera del acceso al agua de la presa El Zapotillo, así lo señaló el mandatario estatal, Enrique Alfaro Ramírez quien agregó que en caso de ser necesario ayudará a su homólogo guanajuatense, Diego Sinhué Rodríguez.

Apenas este fin de semana el Gobierno Federal presentó la propuesta a pobladores de Temacapulín, Acasico y Palmarejo, con relación a que se retomen los trabajos en la presa El Zapotillo sin poner en riesgo a las tres comunidades; que la cortina llegue a 80 metros y se consigan 3.5 metros cúbicos de agua del Río Verde para la Zona Metropolitana de Guadalajara (ZMG).

Ante dicho planteamiento, según señaló Conagua, el vital líquido estaría llegando solo a Jalisco y se tendría que pensar en otra solución para dotar de agua a León, Guanajuato.

“Por supuesto que hablé con el gobernador de Guanajuato porque es lo menos que podía hacer y evidentemente espero que entienda que es un asunto que no tiene que ver ni con contravenir los acuerdos, al final en lo personal creo que los acuerdos de distribución entre los estados, de una cuenca o de un río, son también acuerdos de carácter federal, lo único que nosotros hicimos fue establecer un acuerdo interno para que la Federación pudiera tomar sus decisiones pero la Federación ya tomó una decisión y me parece que es un tema que Guanajuato tendrá que procesar allá de la misma manera que Jalisco está procesando sus temas con la Federación de manera directa”.

Alfaro Ramírez agregó que de retomar las obras de la presa El Zapotillo se requerirán casi tres mil millones de pesos (mdp) para su conclusión y aparte otros siete mil mdp para los trabajos faltantes en el Sistema Purgatorio; en estos trabajos se podrían llevar tres años.

El gobernador agregó que mientras eso se hace, “se encontró la solución de corto plazo que sería el reforzamiento de nuestro sistema El Salto – la Red Calderón para poder garantizar que el abasto de la parte norte de la ciudad no se colapse como sucedió este año con la sequía”. Mil 200 millones de pesos es el costo de la solución de urgencia y se tendría que terminar antes del temporal de lluvias del próximo año.

En caso de que en un mes, las y los pobladores de Temacapulín, Acasico y Palmarejo no acepten la propuesta presidencial, “no hay un plan B” y aunque sería un escenario impensable, la negativa desencadenará “una difícil situación para casi cinco millones de ciudadanos de Jalisco”, así lo indicó el gobernador.

Alfaro Ramírez dijo apoyar que la Auditoría Superior de la Federación (ASF) revise la inversión hecha al megaproyecto (en donde ya se gastaron seis mil millones de pesos), así como en el pasado se sumaron a la solicitud de que se revisara el gasto en la obra de la Línea 3 del Tren Eléctrico.

Isela Ibarra