mircoles, 29 de junio del 202229 de jun del 2022

Todos los derechos reservados, propiedad intelectual ©2022 TZMG Media.

Documentan cómo el Transporte Público impacta en la calidad de vida

Un extenso proyecto encabezado por el profesor Héctor Robledo, del Departamento de Psicología, Educación y Salud del ITESO, ha dado a conocer cómo el transporte público tiene un impacto en la calidad de vida de los ciudadanos.

El académico, que desde el 2011 forma parte del colectivo de investigación Caracol Urbano, ha desarrollado un análisis a base de investigación y trabajo de campo llamado “Laboratorio Urbano en Ruta”, en el cual han estudiado a profundidad el transporte público, desde una óptica amplia, que incluye a los usuarios, transportistas, autoridades y operadores.

Con el apoyo de estudiantes de esta universidad, se han desarrollado dos proyectos de investigación que han quedado documentados en los trabajos audiovisuales llamados “El Hombre-Camión” y “Voces en Ruta”, y actualmente se trabaja en la tercera y última fase.

Entre los problemas más grandes que hay en el sistema de transporte público de nuestro estado, está el hecho de que los choferes trabajan en condiciones indignas.

“Nunca ha sido el tratar de quitarles responsabilidad, porque bueno es cierto que cuando hay atropellamientos o mal manejo, claro que los conductores son responsables pero también tendríamos qué tomar en cuenta que la mayoría de los conductores todavía manejan 10, 12 o 14 horas en el tráfico que sigue creciendo de manera constante en la ciudad”, apuntó en la charla.

En la segunda entrega se analizó la zona de Chulavista y Santa Fe en Tlajomulco, donde el crecimiento de fraccionamientos provocó un desabasto en el servicio de transporte, poniéndolo como uno de los factores para un deterioro en la calidad de vida.

“Lo que han visto los estudiantes allá es cómo por la poca conexión y la lejanía por las deficiencias en el transporte público, pues genera que la gente que vive en estas colonias pierda muchas conexiones sociales”, argumentó.

Pese a que las personas que viven en estas zonas no argumentan como un problema principal la falta de un buen transporte, sino al tema de la inseguridad, el investigador señala que estas dos problemáticas van muy de la mano.

“Nosotros vemos cómo esto está ligado por una falta de transporte público. Muchas personas que viven en estas colonias abandonan las casas justo por la mala conexión, los malos servicios, y estas casa se convierten en lugares propicios para apoyar la delincuencia”, comentó.

Te dejamos la entrevista completa.