mi�rcoles, 21 de febrero del 202421 de feb del 2024

Todos los derechos reservados, propiedad intelectual ©2024 TZMG Media.

La reforma antirruido no se cumple en Jalisco

El ruido es uno de los contaminantes que más dañan y perjudican la salud de las personas, a nivel de denuncia popular este problema ocupa el número uno. Pero aunque fue desde el 2018 cuando se hizo la Reforma a la Ley Estatal de Equilibrio Ecológico que establece que el gobierno estatal y los municipios deberán contar con un sistema de atención disponible las 24 horas, para recibir y atender reportes de contaminación acústica y acudir a verificar los decibeles, la ley no se cumple.

“Digamos que la ley sí se aplica pero hace falta todavía una mayor inversión también para que haya una autorregulación que era parte de la propuesta de la Reforma a la Ley, que los generadores de ruido tengan manera de monitorear sus decibeles y exponer a la sociedad para que conozca a qué niveles se están exponiendo y eso es algo que aún queda pendiente“, señaló Augusto Valencia director del Instituto de Información, Estadística y Geográfica de Jalisco (IIEGJ).

Pero no solamente hace falta personal capacitado para atender los lugares nocturnos que representan riesgo en esta materia, las quejas interpuestas por parte de los vecinos tampoco son atendidas por las autoridades.

“Realmente lo que a veces falta es que se atiendan las denuncias y no hay personal suficiente para atender este tipo de reclamos y los elementos que atienden las denuncias, que en muchos de los casos pueden ser las policías municipales pues requieren una capacitación. La autoridad, por lo menos yo no tengo registro de que se haya arrestado a un vecino por alguna fiesta ruidosa y el arresto administrativo está vigente y tampoco he conocido de alguna sanción registrad en el predial de una vivienda y también es algo que puede suceder», detalló.

Lo anterior se dio a conocer durante el Foro Social Universitario Ruido Salud y Bienestar llevado a cabo en conjunto con el Instituto de Información, Estadística y Geográfica de Jalisco (IIEG) y el Consejo Ciudadano de Seguridad y Procuración de Justicia, en el cual se pretenden recabar datos para hacer un mapa de “calor” que identifique las zonas más ruidosas en la Zona Metropolitana de Guadalajara (ZMG) y de esta manera ayudar a las autoridades a realizar políticas públicas en favor de esta medida.

Paulina Cortez

You cannot copy content of this page